lunes, 5 de marzo de 2012

Un desconocido en el camino

.
Os dejo aquí otro pequeño fragmento de la novela, escogido al azar. Intento siempre no daros demasiada información para no destriparos las historia. Pero espero que os gusten
"No tuve paciencia para llegar a casa. En la calle, nada más salir del apartamento de Jing Tao y cruzar la frontera del portal, saqué apresuradamente el libro de historia de China que guardaba en la mochila y lo abrí con cierto nerviosismo. Sabía que el texto venía acompañado por fotografías alusivas, la mayoría en blanco y negro, y las imágenes que había descubierto furtivamente en la caja de cartón del armario del anciano chino no me eran del todo desconocidas.
Mientras caminaba, pasé rápidamente capítulos enteros y páginas llenas de información buscando algún reflejo parecido a lo que había visto. Cualquiera que me hubiese observado en ese momento se hubiera dado cuenta de mi ansiedad. Cualquier transeúnte que caminara cerca.
Por eso no me sorprendió en absoluto la presencia de un hombre de rasgos orientales que me seguía a muy pocos pasos. Lo había visto sin observarlo, sin fijarme en él. Ni siquiera me percaté de que, las veces que me había parado para encontrar una página concreta, él también lo había hecho discretamente.
¿Por qué iba a sorprenderme? París es una ciudad donde abunda el turismo y la inmigración; es un núcleo cosmopolita donde razas y colores conviven de forma armónica. ¿Qué había de extraño en que un extranjero asiático paseara próximo a ti?
Nada, en efecto. De no ser porque no se trataba de un turista, ni de uno de los dueños de los abundantes negocios chinos abiertos a lo largo y ancho de la ciudad.
Tampoco caminaba de forma anodina, o miraba los artículos de los bonitos escaparates parisinos con verdadera intención de hacerlo.
No, porque lo que verdaderamente pretendía aquel hombre era seguir con cuidado cada uno de mis pasos y todos mis gestos. De dónde había salido, con quién había estado y hacia qué lugar me dirigía".


No hay comentarios:

Publicar un comentario